En el último lugar del mundo

Volver al inicio
Hay lugares únicos. Así es Puerto Natales, antes un modesto puerto pesquero en el Seno Última Esperanza, que se ha convertido en el ícono de la aventura. Sin por ello perder ese carácter único, rebelde, inexplorado, donde a pesar de la continua oleada de visitantes, la ciudad sigue manteniendo ritmo propio. “Quien se apura en la Patagonia pierde el tiempo”, dicen.

Por Daniela Tapia @varietal

Puerto Natales, la gran Patagonia, es una zona que comienza desde el golfo de Corcovado hasta el cabo de Hornos, cubre todo el territorio nacional desde el océano Pacífico hasta el límite con Argentina. El área descrita es de 256,093.5 km² (un 34% de Chile), en un arco continental-insular que ronda los 1.700 km de longitud de norte a sur.

Más allá del dato duro y de las cifras, luego de 6 horas de vuelo, algo sucede en el aire como viento te enrostra. Habla de risa, origen, felicidad pura. Así de simple. Ganas de perderse, o de que el tiempo no pase.

La tierra, se extiende hasta el Cabo de Hornos. En ella se ubica una estrecha planicie costera; afectada intensamente por tectónica de hundimiento; y cordilleras patagónicas continentales con ríos y lagos, ventisqueros patagónicos; cordilleras insulares en archipiélagos, islas e islotes, todas en las costas por el océano Pacífico. Pero la tierra habla de personas, de pocos habitantes haciendo un match perfecto de mezclas de inmigrantes, buscando en suelos, la nueva vida.

Cada año se da inicio a la temporada, con un gran chapuzón, con todo el pueblo disfrutando de las gélidas aguas.

Remota Lodge

Con 72 espaciosas habitaciones con espectacular vista, una gastronomía de lujo y amplios espacios de estar y relajo, Remota, es un edificio con más de 7.000 metros cuadrados, diseñado por el arquitecto Germán del Sol –Premio Nacional de Arquitectura-. Es más, se trata de un cálido refugio ecológico, inspirado en los antiguos galpones de esquila Patagónicos inclinados por el viento, y donde la naturaleza es siempre el majestuoso telón de fondo. Cuenta con piscina temperada y saunas, bar y un restaurante donde lo que prima son los ingredientes de la zona, vegetales de las huertas orgánicas aledañas, más pastelería y panadería propia.Diferentes actividades pueden ocupar tu día, como cabalgatas, ascender al cerro Tenerife, navegar, hacer el trekking Benitez, que es mágico, o simplemente asombrarte con la geografía del lugar, Bosques nativos, ventisqueros, fiordos, archipiélagos, islas, islotes, campos de hielo y estepas magallánicas, son parte de las excursiones que se ofrecen en este lugar.

Instagram @remota_lodge

Estancia Cerro Guido

No se trata de un hotel de lujo, al menos en el estricto rigor del término, sino de una experiencia única. La de hospedarte en una casa construida por los pioneros de esta estancia forjada por pioneros europeos en 1920. Una con 100.000 hectáreas, que actualmente es la más grande y con mayor masa ganadera de la región. Quedarse aquí es pura paz y tranquilidad. Desconectarse, para disfrutar de las vistas, la hora del té, o simplemente de un buen libro, al medio de toda la historia de la Patagonia. Logramos avistar pumas y cóndores. Una exquisitez para los ojos y el alma.

@estancia.cerroguido

Hotel Lago Grey

Si hay algo que identifica este lugar es que se encuentra dentro del Parque Nacional Torres del Paine, por lo que despertarás con el Macizo Paine de telón de fondo. Parte de una experiencia que culmina con la posibilidad de tomar la Navegación GREY III, todo un imperdible que en tres horas de navegación te permitirá disfrutar de témpanos flotantes de hielo azul radiante, y sentir el viento patagónico en tu cara. Además, de por supuesto la vista al glaciar, donde, con suerte, verán y escucharán pedazos de hielo desprenderse del glaciar y caer en el agua.

Instagram: @hotel.lago.grey

Mesita Grande

La Mesita Grande está ubicada en un lugar privilegiado de Puerto Natales, pleno centro, en su plaza principal. Es una trattoria y pizzería. Las pizzas son hechas en horno a leña. Y pese a saborear esas pizzas magistrales, te puedes encontrar pastas caseras con salsas hechas a la minuta, variedad de ensaladas frescas, postres suizos e italianos.

Instagram: @mesitagrande_puertonatales

Asador Patagónico

¿Dónde comer un tradicional cordero al palo? En el asador Patagónico, un acogedor local ubicado frente a la plaza principal y especializado en carnes, donde sin duda, la especialidad es el cordero al palo, el típico plato de la Patagonia. De carne crujiente, dorada y jugosa, por horas lentamente, al fuego.

Instagram: @asadorpatagonico

Factoría Patagónica

Es un hostal que cuenta con su propio restaurante para el que no necesitas estar hospedado para poder probarlo. Se trata de una propuesta sencilla, con cervezas artesanales, pizzas, sándwiches y tablas. La gracia es que la masa de las pizzas se hace ahí mismo, por ejemplo, y entre los sándwiches puedes encontrarte con la milanesa de pollo, con cebolla caramelizada, papas hilo, huevo y lechuga. Todo a muy buen precio.

Instagram @factoriapatagoniachile

Cerro Benítez

Ubicado a 25 Km al Norte de Puerto Natales, el Cerro Benítez es un trekking de mediana intensidad, donde podrás visitar el parque arqueológico ubicado al interior de la Estancia Ernesto Helmer, donde hay vestigios que indican que todo el lugar estuvo alguna vez sumergido en el mar. Además, desde la cumbre del Cerro Benítez, se puede ver el fiordo Eberhard y el canal Señoret. Son cerca de 10 km de caminata, en que las ganas y energía, son reconfortados frente a esa experiencia única junto la visión de familias de cóndores, que hacen una fiesta volando sobre nuestras cabezas.

Avistamiento de pumas

Posible avistamiento de pumas, huemules, zorros, ñandúes y guanacos, la fauna nativa de la zona, es parte de las expediciones que se ofrecen en este mágico lugar. Ojo, la mayoría al amanecer. ES parte de los lujitos que ofrece la fundación de Cerro Guido.

Pin It on Pinterest

Share This